Dolor y cansancio de los pies. Causas y tratamientos

Dolor y cansancio de los pies. Causas y tratamientos

Dolor y cansancio de los pies. Causas y tratamientos

El dolor y cansancio en los pies se pueden deber a múltiples razones, de manera que nuestro objetivo va ser el de valorar las principales causas por las que aparece el dolor en los pies, además de que estudiaremos los diferentes tratamientos que ayudan a acabar con estas molestias y esa sensación de cansancio que se produce con más frecuencia de la que podemos imaginar.

Qué causa el dolor en los pies

El dolor de pies es un problema bastante frecuente en la sociedad actual, y es que el ritmo de vida que llevamos, las malas posturas y vicios que adquirimos, etcétera, al final van haciendo mella en nuestro cuerpo, y precisamente los pies son una de las partes de nuestro cuerpo que más sufren.

Entre las principales razones por las que se produce dolor y cansancio de pies podemos destacar:

  • Artritis en los pies: existen diferentes tipos de artrosis en los pies, incluyendo la artritis reactiva, la artritis séptica y la artritis reumatoide.
  • Dedos en martillo: cuando uno de los dedos se reflexiona hacia arriba, generalmente motivado por los pies planos o por calzado muy ajustado, los tendones se comienzan a estirar.
  • Edema: si existe una congestión linfática, es importante acudir al médico para solventar el problema y realizar un tratamiento de edemas con fisioterapia  ya que el edema en los pies puede provenir de diferentes raíces.
  • Fascitis plantar: la fascitis es uno de los problemas más habituales que causan dolor en los pies, y se produce por la inflamación de la fascia plantar, que es un ligamento que va desde el talón hasta la zona anterior del pie. El tratamiento fascitis plantar va a depender del grado del problema, por lo que se puede solucionar desde cambiando a zapatos de calidad hasta realizando infiltraciones, utilizando plantillas especiales, etcétera.
  • Grietas: con el paso de los años, la piel de los pies se va volviendo cada vez más seca, lo que favorece la aparición de pequeñas grietas. Si nuestros pies son insensibles, no notamos dolor, pero estas grietas van acumulando bacterias que pueden dar lugar a infecciones. Es importante aplicar cremas hidratantes y productos que mejoren el estado de la piel de los pies.
  • Juanetes: es también un problema bastante común, y se produce cuando se forma una prominencia en la articulación del dedo gordo del pie. Habitualmente es hereditario, pero también se puede producir por utilizar zapatos muy apretados o tacones altos. Para solucionar este problema se debe recurrir a la cirugía.
  • Neuroma de Morton: se produce por la hinchazón de un nervio, y hace tener la sensación de que hay una piedra en el zapato pero que nunca llegamos a encontrar. Afecta a la zona de los dedos, y sobre todo se produce por utilizar tacones altos y calzado muy estrecho.
  • Osteoartritis: el andar por superficies excesivamente duras como pueden ser el asfalto y el hormigón, hace que la osteoartritis se convierta en una de las enfermedades o problemas de pies más habitual. Es una enfermedad dolorosa y degenerativa, ya que se produce por el desgaste del cartílago articular y el hueso.
  • Pérdida de amortiguación: con el paso de los años, nuestros pies van perdiendo amortiguación, ya que las almohadillas de grasa poco a poco se van atrofiando. El tabaquismo acelera este problema, y para mejorar el estado se necesita utilizar plantillas ortopédicas, aunque no se llega a curar.
  • Pies hinchados: los pies hinchados se pueden deber a multitud de razones, incluyendo desde un estilo de vida sedentario a problemas de circulación, presencia de enfermedades como la diabetes, etcétera. En este caso, es necesario contactar con nuestro médico de confianza para averiguar la causa que lo origina.
Promoción piernas cansadas

Promoción Masaje 1×30

Recomendados para aliviar el dolor y cansancio de los pies

Aprovéchate de la promoción «Piernas Cansadas»

Sesiones de 1 hora de duración

Tratamiento del dolor y cansancio en los pies

Para llevar a cabo un adecuado tratamiento del dolor y cansancio en los pies, es muy importante que en primer lugar identifiquemos la causa por la que se produce, ya que en cada caso se deberá actuar de un modo diferente.

Hay tratamientos y consejos que generalmente actúan tanto a modo preventivo como activo y de forma beneficiosa en la mayor parte de casos como son los siguientes:

  • Masajes en los pies. Los masajes de pies pueden ser realizados con la mano por uno mismo o por un fisioterapeuta profesional, con un aparato de masajes o incluso colocando una botella de agua de 1,5 l congelada en el suelo para rodarla con los pies.
  • Hidratación de pies y piernas.
  • Ponerlos a remojo con agua caliente durante un par de minutos y pasarlos a agua fría.
  • Realizar estiramientos.
  • Practicar ejercicio físico con regularidad.
  • Aplicar hielo para reducir la inflamación y el dolor.
  • Descansar adecuadamente.
  • No permanecer de pie o sentado demasiadas horas seguidas.
Sin embargo, en la mayor parte de patologías vamos a precisar de un tratamiento específico, que vaya orientado a solucionar el problema de raíz y, de esta forma, acabar con el dolor y cansancio en los pies.

Últimas Entradas

Por qué siento dolor y cansancio en las piernas

Por qué siento dolor y cansancio en las piernas

Por qué siento dolor y cansancio en las piernas

Las piernas doloridas son un problema que en la actualidad afecta cada vez a más personas, tanto hombres como mujeres

De manera que es muy importante conocer esta situación, valorar las principales causas por las que se produce, y sobre todo conocer las alternativas que tenemos a nuestra disposición no sólo para acabar con ellas, sino para prevenir que vuelva a ocurrir.

Las piernas doloridas y el cansancio

Hace no demasiado tiempo, el problema de cansancio y dolor en las piernas se achacaba sobre todo a personas de avanzada edad que, por desgaste y diferentes dolencias, presentaban problemas de esta índole.

Sin embargo, se está observando que cada vez se convierte en un problema más frecuente, y que afecta a personas de prácticamente todas las edades, de manera que es muy importante que nos pongamos manos a la obra, para lo cual primeramente debemos detectar las causas por las que se produce este dolor y cansancio, mientras que también es muy importante conocer cómo lo podemos prevenir y cómo debemos actuar para acabar con ello.

Promoción piernas cansadas

Promoción Masaje 1×30

Recomendados para aliviar el dolor y cansancio de las piernas

Aprovéchate de la promoción «Piernas Cansadas»

Sesiones de 1 hora de duración

Principales causas de las piernas doloridas

Vamos a desarrollar algunas de las principales causas por las que se produce el dolor en las piernas así como esa desagradable sensación de cansancio:

  • Altas temperaturas: una temperatura alta provoca la dilatación de las venas y arterias, con lo cual se produce una mayor acumulación de sangre. Esto fomenta que se retenga más líquido, transformándose sobre todo en sensación de cansancio.
  • Cambios hormonales: los cambios hormonales son uno de los motivos más habituales de la sensación de piernas cansadas, pesadas y doloridas, y en este caso, se aplica fundamentalmente a las mujeres sobre todo durante la menstruación.
  • Edad: la edad es otro de los factores que dan lugar a problemas a través de los cuales se produce el dolor y cansancio en las piernas.
  • Enfermedad: existen diferentes enfermedades que pueden fomentar el dolor de piernas como es la aterosclerosis, la artritis, celulitis, gota, varices, trombosis venosa, osteomielitis, ciática, enfermedades que afectan a los nervios de la pierna, fibromialgia, osteomas y enfermedades degenerativas del sistema nervioso.
  • Excesivo consumo de alcohol: las personas que consumen mucho alcohol, provocan una deshidratación que da lugar al aumento de los niveles de ácido láctico, lo que hace que aminore la concentración de electrolitos en la sangre y aparezca el dolor en las piernas.
  • Falta de ejercicio físico: el llevar una vida excesivamente sedentaria, hace que la circulación sanguínea sea peor, lo cual efectivamente se va a traducir en dolores sobre todo en las extremidades inferiores.
  • Contracturas: algunas causas de las contracturas pueden ser el estrés, frío y exceso de ejercicio físico que puede desembocar en dolor en las piernas.
  • Genética: este problema es también de tipo hereditario, especialmente en relación con la insuficiencia venosa.
  • Lesiones: las lesiones son una causa bastante generalizada del dolor de piernas. Esto se puede haber producido por algún accidente que hayamos tenido o incluso por deportes que practiquemos o hayamos practicado en el pasado. Incluye desde fisuras en huesos hasta fracturas, inflamación de tendones, distensiones, desgarros musculares, sobrecargas, esguinces, etc.
  • Mala alimentación: la alimentación es clave para una buena salud, de manera que influye no sólo en el peso y por tanto en la carga que se ejerce sobre las piernas, sino también en la circulación sanguínea o incluso en el desarrollo de enfermedades. Por esa razón, una buena alimentación es esencial para prevenir el dolor de piernas.
  • Retención de líquidos: si por cualquier enfermedad o causa retenemos líquidos en las piernas, esto causará malestar y dolor.
  • Tabaco: El tabajo fecta muy negativamente a la circulación sanguínea, además de que incluye sustancias que se acaban adhiriendo al interior de las venas, y poco a poco las van deteriorando, causando lesiones y empeorando los dolores.

¿Cómo quitar el dolor y cansancio de las piernas?

Al conocer las principales causas por las que se producen los dolores en las piernas, es más fácil hacernos una idea de cuáles son los cambios en nuestros hábitos diarios para reducir su incidencia.

En primer lugar, es muy importante que mantengamos una buena calidad de vida, para lo cual deberemos cuidar la salud.

Esto significa que vamos a mejorar la alimentación, mientras que a su vez también practicaremos ejercicio físico con regularidad.

En cuanto a la alimentación, debemos comer de todo, siempre y cuando no tengamos un problema de salud que impida la ingesta de algún tipo de alimento que tengamos que dejar fuera, pero sobre todo es esencial la moderación, mientras que deberemos dejar de lado aquellos alimentos que afectan negativamente a nuestra salud como son los alimentos precocinados, grasas, exceso de sal, etc.

Pasando al ejercicio físico, no es necesario que nos convirtamos en atletas, pero al menos debemos salir a pasear tres o cuatro veces por semana, y conforme el cuerpo lo vaya pidiendo, ir aumentando el ritmo con lo que notaremos una mejoría muy sustancial no sólo en la reducción del dolor de piernas, sino también en nuestro organismo en general.

También es necesario que reduzcamos el consumo de alcohol en caso de que sea elevado, y el tabaco es sin duda uno de nuestros peores enemigos, así que lo ideal sería que lo dejásemos de lado. Tal y como indica la Asociación Española de Fisioterapeutas la ayuda del fisioterapia puede ser crucial en este proceso.

Si sentimos dolor de forma regular, es interesante contactar con un buen fisioterapeuta, a través del cual notaremos tres mejoras principalmente que son la reducción e incluso desaparición del dolor y las molestias, acumularemos menos líquidos y a la vez mejorará de forma considerable la circulación sanguínea.

Teniendo en cuenta todas las causas y recomendaciones, será mucho más fácil que acabemos con el problema de piernas doloridas, mejorando la calidad de vida y disfrutando de una mayor actividad y energía.

Últimas Entradas

Abrir chat